viernes, 19 de junio de 2009

Oh, Sole mio

OH, sole mio
¿Dónde esta el calor para tu protegido?
Su alma como nieve, no entiende lo sucedido.
La tristeza que le embarga, es más fría que el hielo mismo.

OH, sole mio, ve donde aquel,
Y descongela en paz su espíritu.

Dile que todo estará bien.





2 comentarios:

Hiperbreves S.A. dijo...

Laín, el sol siempre tan necesario para la vida.

Laín Deba dijo...

Así es, amigo.
Gracias por pasar por aquí.

Salu2